1: Descubre cómo agregar más pescado a tu dieta mediterránea.

2: Aprende a incorporar más legumbres en tus comidas mediterráneas.

3: Prueba nuevas frutas locales en tu dieta mediterránea.

4: Experimenta con hierbas y especias frescas para dar sabor a tus platos mediterráneos.

5: Integra frutos secos y semillas en tus snacks mediterráneos.

6: Incluye más verduras de colores en tu dieta mediterránea para variedad y nutrición.

7: Sustituye la mantequilla por aceite de oliva en tus recetas mediterráneas.

8: Disfruta de vino tinto con moderación como parte de tu dieta mediterránea.

9: Experimenta con recetas mediterráneas tradicionales y dale un giro moderno a tu dieta.

como compartir suscribir